150 ultimas

X FECHAS

x orden alfabetico

ENLACES

+ vistas

varios

VARIOS


Contador Gratis
relojes para blogger html clock for websites contador de usuarios online
PULSAR   1  de arriba para cerrar pestaña

Ley de Godwin

Ley de Godwin

De Wikipedia, la enciclopedia libre

La ley de Godwin (también conocida como regla de analogías nazi de Godwin) es un enunciado relacionado a la interacción social, que propuso Mike Godwin en 1990. Dicha ley estipula que:

A medida que una discusión en Internet se alarga, la probabilidad de que aparezca una comparación en la que se mencione a Hitler o a los nazis tiende a uno.

Existe una tradición bastante generalizada en muchos grupos de noticias de Usenet: tan pronto como se haga tal comparación el hilo se cierra y quien quiera que haya mencionado a los nazis pierde automáticamente la discusión. De esta forma, la ley de Godwin prácticamente garantiza un límite en la longitud de las discusiones en Usenet y otros grupos. Para muchos la ley de Godwin consiste en sólo eso, desconociendo la definición original mencionada al inicio.

No obstante, se considera un tanto soez el hacer uso de esta comparación deliberadamente con el único objetivo de acabar con la conversación y, de hecho, existe un corolario reconocido que afirma: cualquier invocación premeditada de la ley de Godwin para cerrar una discusión o un hilo fracasará (véase la "excepción de Quirk" más abajo).

Tabla de contenidos

[ocultar]

Origen [editar]

El nombre de la ley de Godwin viene de Mike Godwin, de la Electronic Frontier Foundation a principios de la década de 1990, época en la que dicha ley se popularizó. Richard Sexton asegura que ésta es una formalización de un mensaje del 16 de octubre de 1989 [1] que él envió.

Se puede deducir que una discusión en USENET caduca cuando uno de los participantes menciona a Hitler y los nazis.

Sin embargo, desde un punto de vista estricto, esta afirmación no parece correcta ya que la ley de Godwin no se refiere a una discusión caduca sino a la terminación inmediata de ésta.

Al considerar que el meme de comparaciones nazi en Usenet era totalmente ilógico y ofensivo, Godwin estableció la ley como un contra-meme, un término que él usa explícitamente en un artículo de 1994 sobre la Ley de Godwin. La función memética de la ley no es cerrar o terminar hilos de conversación (o clasificarlas como "caducas"), sino llamar la atención a los participantes sobre si el uso o comparaciones con nazis o Hitler es apropiada o no.

Muchos han extendido la ley de Godwin para determinar que cualquiera que mencione a los nazis como táctica de debate (en un argumento que no tenga relación con la Segunda Guerra Mundial o el Holocausto) automáticamente pierde la discusión. La idea que se esconde tras este argumento es que, dada la naturaleza de tales eventos, cualquier comparación con algo menos importante que el genocidio, la limpieza étnica, las pruebas médicas poco éticas o la extinción es inválida y considerada de muy poco gusto.

Objeciones y contraargumentos [editar]

Una objeción común es que, en determinadas ocasiones, hacer mención a Hitler o a los nazis es una manera totalmente apropiada de argumentar un punto de vista. Por ejemplo, si se discute los méritos relativos de un líder particular, y alguien dice algo como "es un líder bueno, mira cómo ha mejorado la economía", se podría decir que "el simple hecho de mejorar la economía no significa que sea un líder bueno. Incluso Hitler mejoró la economía". Algunos verían ésta como una comparación completamente apropiada, ya que se usa a Hitler porque es un líder a quien todos conocen y, por tanto, no es necesario explicar el ejemplo.

Otros dirían, por el contrario, que la ley de Godwin es especialmente aplicable a la situación descrita, ya que la mera mención de Hitler es un llamamiento inevitable a las emociones y un ataque tácito ad hominem al líder objeto de la comparación, ambos inadmisibles. Hitler, en el nivel de la semiótica, tiene demasiadas connotaciones negativas como para usarlo como una comparación a cualquier otra cosa, con la excepción de otros dictadores despóticos. Así pues, y según esta última argumentación, la ley de Godwin permanece veraz y aplicable aún en aquellas comparaciones a líderes normales que a primera vista pudieran parecer razonables.

La respuesta típica de Godwin a esta objeción es hacer notar que la ley de Godwin no cuestiona si una referencia o comparación particular a Hitler o a los nazis sería apropiada o no, sino que, precisamente porque a veces tal referencia puede estar justificada, el uso como hipérbole de la comparación Hitler/nazi debe ser evitada. Evitar tal hipérbole, según declara, es una manera de asegurar que las comparaciones válidas tengan el impacto semántico apropiado.

Notas [editar]

La ley de Godwin no es aplicable cuando los integrantes de la conversación forman parte de algún grupo neonazi dado que, en este caso, Hitler está destinado a aparecer en la conversación tarde o temprano sin que por ello ésta pueda considerarse finalizada. También es interesante señalar que, entre nazis, existe una ley de Godwin inversa que afirma que, según avanza la conversación, la probabilidad de que se utilice una comparación con la comunidad judía como un insulto incrementa, tal y como ocurría con las comparaciones hacia Hitler o los nazis.

Básicamente, la función de la ley de Godwin es excluir argumentos incorrectos de una buena conversación. Con bastante frecuencia, la mera mención de Hitler es utilizada para evocar el mal, convirtiendo una confrontación objetiva de hechos en una discusión subjetiva sobre el bien y el mal que da por finalizada la conversación. Este planteamiento es expresado con bastante claridad mediante el aserto "Hitler hizo X, por tanto, X es malo". Sin embargo, y como se ha comentado anteriormente, la ley de Godwin encuentra sus excepciones en aquellos casos en que Hitler es nombrado desde un punto de vista positivista, es decir, considerando únicamente hechos objetivos y dejando a un lado las posibles connotaciones negativas.

Otras leyes y corolarios [editar]

Varios corolarios han sido propuestos para la ley de Godwin por diversos usuarios de Internet, aunque la referencia original a los nazis sigue siendo la más popular. Los corolarios más comunes son:

Corolario de Newman según Gordon
El liberalismo (defensores, detractores y luchas internas) es el principal tema de discusión de net.news. Cada vez que el foco de atención se centre sobre cualquier otro tema acabará por volver al tema original.
Corolario de Morgan a la ley de Gordon
Tan pronto como alguien haga tal comparación, se iniciará una conversación sobre el nazismo en alt.censorship.
Corolario de Sircar
Si en una conversación de Usenet se abordan temas como la homosexualidad o Heinlein, Hitler o los nazis serán nombrados en un plazo máximo de tres días.
Corolario de Case
Si el tema de discusión es Heinlein o la homosexualidad, la probabilidad de que se haga una comparación con Hitler o los nazis es igual a uno.
Nota: Estas dos reglas pueden parecer idénticas, pero en realidad presentan una sutil diferencia; mientras que el corolario de Case habla de probabilidad, el corolario de Sircar incluye un límite temporal. Ambas reglas son citadas con frecuencia como una sola y atribuida a ambos autores.
Corolario de Var de Leun
Según mejora la conectividad global, la probabilidad de presencia de nazis en la Red se acerca a uno.
Corolario de Ferrán de Margarita
Según crece la población mundial, la posibilidad de hacer comparaciones sin sentido (como comparar con Hitler, y además comparar justamente con él u otro despota) crecerá geométricamente. Además las posibilidades de agregar corolarios sin sentido aumentan de igual forma.
Paradoja de Miller
Según evoluciona la Red, el número de comparaciones relacionadas con los nazis no previstas por alguna mención a la ley de Godwin tiende a cero.
Excepción de Quirk
Todo uso intencionado de la llamada cláusula nazi tendrá efecto nulo.
Corolario de Bergheim según Ríos (también llamada ley de los corolarios)
A medida que se añadan corolarios a la ley de Godwin, la referencia a Godwin al hablarse de su ley será más indirecta; asimismo, aumentarán las discusiones acerca de la ley en mayor proporción que las discusiones en que esta ley se aplique.